Antonio Torrealba

¿Puedo compartir el mismo contenido en todas las redes?

Una imagen estática es muy válida en Instagram, pero no tiene mayor sentido en YouTube, y Facebook es ideal para publicar un texto largo, pero no así Twitter, pese a que las limitaciones de esta en cuanto a extensión de caracteres pueden ser superadas mediante la captura gráfica de ese texto largo, por solo citar un par de ejemplos.

Así que olvida desde ya utilizar la herramienta «Compartir en otras redes» presente en algunas plataformas sociales. Esta utilidad hace que el mensaje se reproduzca igual aquí y allá, dejando de lado las riquezas que ofrece cada red en particular y haciendo que tus fans desistan de seguirte en tus diferentes redes porque, ¿qué sentido tendría si en todas ellas encuentran exactamente el mismo contenido?

Aunque te tome algo de tiempo, valdrá la pena enfocar un mismo mensaje de maneras distintas según la red, y hasta, de acuerdo a tus posibilidades de producción, publicar contenidos exclusivos para cada una.

Tus seguidores apreciarán esta «molestia», y se sentirán tentados a seguirte en las diferentes redes en donde estés presente pues sabrán que en cada una brindas contenidos distintos u orientaciones diversas de un mismo material.

CUÁL RED ELEGIR

Una pregunta que me repiten con insistencia es la conveniencia o no de estar presente en todas las redes sociales. Es imposible hacer vida en todas debido a que son muchas y mantenerlas adecuadamente consumiría cada minuto de tu día ¡Se te iría la vida en ello!

El formato que mejor haga brillar tu contenido es un criterio esencial para decidirse por una u otra red. Si eres un gamer, YouTube es la plataforma ideal para mostrar en producciones audiovisuales tus avances en los videojuegos. Esta red también es magnífica para detallar el paso a paso de un proceso, como es el caso de los tutoriales. Instagram, a su vez, es la favorita de los amantes de los trapos y los viajes que deseen exponer su material gráfico y gozar de una inmediata interacción entre sus seguidores.

No se trata de una elección drástica entre una y otra. Las diferentes redes sociales no son excluyentes entre sí. Son complementarias, pudiendo interactuar entre ellas para enriquecerse mutuamente.

Por ejemplo, si sumas 10 000 seguidores en Facebook, es conveniente anunciar a estos fans que manejas un perfil en Instagram. O conectar a ambos públicos mediante concursos para así involucrar dos de tus distintas comunidades con intereses afines.

En cualquier caso, apunta la siguiente regla: nunca publiques exactamente el mismo contenido en todas las redes sociales que manejes. Cada red tiene una personalidad propia y el contenido debe ajustarse en cada caso para explotar las potencialidades de esa personalidad.

Y si quieres aprender sobre esto y mucho más del novedoso mundo de Instagram y sus atractivos Reels, no puedes perderte el Diplomado de Instagram en el que aprenderás a utilizar todos los recursos que te ofrece esta red para llevar tu negocio a otro nivel

Abrir chat